¿QUÉ DICE LA CIENCIA?

Los usos tradicionales podrían explicarse por la composición química del aceite de argán que resultó ser interesante por la naturaleza de sus fracciones glicéricas(99%) y no saponificables (1%).

Los ácidos grasos del aceite de Argán estan compuestos de un 80% de ácidos insaturados.

Los ácidos Oléico y Linoléico están presentes en cerca de un 45% y un 35% respectivamente, lo que le confiere al aceite de Argán buenas cualidades dietéticas. 

El acido linoléico es un acido graso esencial (Vitamina F). No se puede sintetizar en el cuerpo humano y por lo tanto tiene que ser absorbido en forma de aceite vegetal en la alimentación y en los productos cosméticos.

Hidratante

El aceite de argán es uno de los aceites más ricos en ácidos grasos insaturados.

Estos últimos se introducen en los fosfolípidos de la membrana, hidratan la piel y la nutren. De hecho, el aceite de argán es emoliente y su acción se diferencia claramente de la de un emoliente clásico.

Gracias a su alto contenido en ácido linoléico, el aceite de argán tiene propiedades revitalizantes. Su efecto hidratante y restaurador ha sido confirmado científicamente. La carencia en AGE, inevitable con la edad, causa un envejecimiento cutáneo que se traduce en sequedad y perdida de elasticidad de la piel, favoreciendo así la aparición de las arrugas. La corrección de la carencia en los AGE permite retrasar el envejecimiento cutáneo. Además de asegurar la fluidez membranosa, los AGE son mediadores celulares. 

Según trabajos de nutricionistas, estos ácidos (ácidos linoléico, linolenico, etc.) sería precursores biológicos de unas hormonas intracelulares, las prostaglandinas. Estas ultimas son moléculas reguladoras fundamentales en diferentes sistemas celulares, en particular en todos los intercambios membranosos. 

Los ácidos grasos insaturados juegan un papel esencial en la prevención de las enfermedades cardiovasculares y la familia de los oméga 6 (como el acido linoléico) es indispensable en el crecimiento del niño. La fracción insaponificable del aceite de argán es de composición química original.

Contiene hidrocarburos y caroteno (37,5%), los tocoferoles (7,5%), alcoholes triterpénicos (20%), fitoesteroles (20%) y xantofilas (6,5%). Anti radicales libres.

El aceite de argán es relativamente rico en tocoferoles: 700 mg/kg (El aceite de oliva: 320 mg/kg). Los principales representantes de esta clase en el aceite de oliva son los Alfa-tocoferoles y la Vitamina E (5%), el Gamma-tocoferol (83%) y el Delta-tocoferol (12%) . Los polifenoles identificados son el ácido cafeico (2 ppm) y la oleuropeína (4 ppm) . Los tocoferoles (Vitamina E) y los polifenoles son antioxidantes naturales. Estos últimos juegan un papel esencial en la conservación del aceite y en la prevención de múltiples enfermedades, porque son anti radicales libres. 

En ciertas condiciones, los radicales libres(RL) son producidos en exceso y causan daños y lesiones en el ADN, en las proteínas celulares esenciales y en los lípidos de las membranas. Los radicales libres pueden iniciar reacciones en cascada, tales como la peroxidación lipídica (de ahí la alteración de las membranas y muerte celular). El exceso de producción de RL es la base de las explicaciones fisiopatológicas de unas enfermedades importantes conocidas como neurodegenerativas: la esclerosis lateral amiotrófica, enfermedad de Parkinson y Alzeimer. 

Otras enfermedades, como cáncer y enfermedades cardiovasculares, parecen estar estrechamente relacionadas con un exceso de RL. En las cataratas y los problemas articulares también se cita a menudo. La farmacología de RL busca el desarrollo de medicamentos anti-RD, que son antioxidantes. 

Los tocoferoles son antioxidantes naturales, que se encuentra en los aceites vegetales en cuatro formas: alfa-tocoferol, beta-tocoferol, gamma-tocoferol y delta-tocoferol. Si el alfa-tocoferol (vitamina E) tiene la mayor actividad biológica (vitamínica), el gamma-tocoferol tiene el mayor poder antioxidante. Rico en gamma-tocoferol, el aceite de argán es un alimento funcional valioso. El poder antioxidante de su fracción insaponificable es mayor que el del alfa-tocoferol. La fracción triterpeno está constituida esencialmente de tirucallol, de beta-amirina, de butirospermol y de lupeol.

La fracción de esteroles está compuesta principalmente de Espinasterol y de schottenol . Son delta 7 esteroles que se encuentra raramente en aceites vegetales,. Estás biomoléculas son eficaces tanto en el ámbito revitalizador y de protección anti radicales de la dermis como en el relanzamiento de la actividad celular. Los efectos beneficiosos del aceite de argán en la piel han sido confirmados. Su aplicación restaura la capa hidrolipídica cutánea y aumenta la tenencia en nutrientes de las células cutáneas. 

Este aceite estimula también la oxigenación intracelular, neutraliza los radicales libres y protege los tejidos conectivos. Los delta 7 esteroles son inhibidores de la enzima 5 alfa reductasa. Esta enzima permite la conversión de los andrógenos u hormonas masculinas (testosterona) en dihidrotestosterona (DHT). Estudios ya han demostrado que un nivel elevado de DHT es el responsable de problemas como el acné, calvicie, y la hipertrofia de la próstata. Si pudiéramos prevenir la conversión de testosterona en DHT bloqueando la acción de la 5 alfa reductasa, podríamos, generalmente, erradicar numerosos problemas asociados al exceso de DHT. Así, formulaciones a base de delta 7 esteroles son utilizados en los cosméticos contra el acné juvenil y la seborrea y en un medicamento contra la hipertrofia benigna de la próstata. La presencia de triterpenos y fitoesteroles podría explicar muchos usos en la medicina tradicional. Según Duke, el tirucallol tiene propiedades cicatrizantes, la beta-amirina protege la piel, el butirospermol protege del sol y el lupeol es un desinfectante. 

Una publicación más reciente menciona que el lupeol tiene propiedades anticancerigenas y mejora la proliferación de los queratinocitos (cabello, uñas y piel). Según algunos autores , el schottenol sería responsable de la actividad de una planta (Agyratum conyzoides), cuyo jugo se utiliza en la India para el tratamiento de enfermedades de la piel. Un estudio epidemiológico (trabajos sin publicar de Derouiche et al, Laboratorio de Investigación de las lipoproteínas. Facultad de Ben Msik Sidi Othman. Casablanca), llevada a cabo en una región del suroeste de Marruecos, demostró que las poblaciones que consumen el aceite de argán son normo-tensos. Si la diferencia en la concentración plasmática total de colesterol, triglicéridos y colesterol HDL entre el grupo que consume el aceite de argán y el grupo control no fue significativa, la concentración plasmática de colesterol LDL y apo B disminuye en el grupo consumidor del aceite de argán. En cuanto al análisis del perfil oxidativo en estas dos poblaciones, la concentración plasmática de vitamina E aumenta y la de peróxidos disminuye. Estos resultados indican que el aceite de argán podría ayudar a prevenir las enfermedades cardiovasculares.

Prevención de las enfermedades cardiovasculares

La actividad hipocolesterolemiante del aceite de argán ha sido demostrada por estudios clínicos. 

La ingesta de dos cucharadas de aceite de argán induce una disminución en el colesterol de 7,9% para las mujeres y 13,1% para los hombres después de un mes de tratamiento. Paralelamente a la disminución del colesterol total, se observó una disminución en los niveles de triglicéridos. 

Además, gracias a su alto contenido en antioxidantes, el aceite de argán protege contra la oxidación de LDL, que es el paso clave en la patogénesis de la aterosclerosis. Ensayos in vivo se realizaron. La administración de 5 ml / kg / día de aceite de argán conduce a la normalización de la presión arterial y una reducción en el colesterol total. 

Los resultados muestran una disminución de la glucosa en la sangre, el colesterol plasmático total, el LDL, la insulina, la presión arterial diastólica y la presión arterial sistólica en 4,4%, 14,4%, 32,5%, 26,8%, 28,8% y 30,5% respectivamente. Además, el tratamiento provoca ,sin aumento de peso, aumento de HDL y triglicéridos respectivamente de un 27,9% y 16,2%.

Un estudio de intervención nutricional con el aceite de argán en comparación con el aceite de oliva, no publicado, realizado por el equipo del laboratorio de investigación de las lipoproteínas de Casablanca (Facultad Ben Msik Sidi Othman. Casablanca), se realizó en un grupo de sujetos sanos que consta de 60 hombres.

Los resultados obtenidos muestran que no hay una variación significativa en el peso promedio o en el índice de masa corporal. Si bien no se observaron diferencias significativas para el colesterol total entre los dos grupos, disminuyeron los triglicéridos y aumentó el colesterol HDL para el grupo del aceite de argán.

Esto demuestra claramente el efecto hipolipemiante del aceite de argán. Parece que el aceite de argán mejora el sistema de defensa antioxidante, aumentando la actividad de la catalasa.

El estudio nutricional, llevado a cabo in vivo, ha demostrado por un lado, que la ingestión de aceite de argán llevó a un cambio en los ácidos grasos poliinsaturados membranosos comparable a la causada por el aceite de cacahuete y en segundo lugar, este aceite relativamente rico en vitamina E, hace que el estímulo de una actividad enzimática asociada a la desintoxicación y la defensa antioxidante de las células. Esto se traduce en una disminución en la susceptibilidad membranosa a la peroxidación, que es la causa del envejecimiento, según algunos autores .

Ausencia de toxicidad

Consumida durante siglos por la población bereber, el aceite de argán no presenta ninguna toxicidad para el ser humano.

De la tradición á las técnicas modernas

El aceite de argán tradicionalmente extraído a mano por las mujeres bereberes. El saber-hacer ha mejorado la tecnología de extracción del aceite para satisfacer mejor las exigencias internacionales. 

El aceite de argán, una prodigiosa vitalidad nacida a orillas del desierto…

El ”Argánia Spinosa”, el árbol del argán, constituye una fuente de riqueza natural actualmente bien conocida. Diferentes trabajos, nacionales(Marroquís) e internacionales (Canada, Alemania, Francia…), han demostrado sus múltiples virtudes (cutáneos, nutricionales, cardiovasculares…)

El Argánia Spinosa, árbol que da vida a 3 millones de personas. Este árbol con usos múltiples juega un papel socio-económico y ambiental muy importante en el suroeste de Marruecos, donde es la 2ª riqueza forestal de la zona con más de 800.000 ha.

Mencionados en 1219 por Ibn El-Beithar en su libro "Traité des simples" (Leclerc, 1877, Leclerc, 1881, Leclerc, 1883), y en 1510 por Jean-León el Africano, en su libro "Description de l´Afrique", el árbol de argán es considerado como un árbol específicamente Marroquí.

El árbol de argán es un bosque gestionado por la administración de Aguas y Bosques, pero los habitantes de la zona lo disfrutan, sin embargo, de derechos tradicionales de uso. Sin obviar el papel que han desempeñado hasta ahora los reglamentos forestales en la conservación de los bosques, tenemos que admitir que ya no se adaptan a la situación actual. Debido a que el árbol de argán se encuentra en un proceso de degradación. Habiendo perdido la mitad de su superficie en un siglo, el árbol de argán sigue su retroceso en superficie y densidad. Esta degradación es de origen antropogénico.

Sin embargo, en las zonas áridas y densamente pobladas las preocupaciones ambientales no se pueden separar de las preocupaciones económicas. También, la valorización del árbol de argán á través de sus productos y con la participación de las comunidades locales pueden ser un impulso para una protección forestal rural y sostenible. De hecho, la gente segura, invierte más naturalmente en estos árboles si proporcionan alimentos, productos comerciables y de consumo por el ganado.

El argán, una fuente de productos de gran valor

El argán es una fuente de productos de gran valor, que se trate del aceite de argán o de productos biológicamente activos extraídos del argán. Hay progresos en la identificación de nuevas salidas para aumentar el valor comercial de los productos del Argán.

Un programa englobando las preocupaciones ecológicas y económicas ha sido elaborado y los primeros resultados son alentadores . El bosque de Argán es á día de hoy reserva de la biosfera para Marruecos y la UNESCO.

La utilización del aceite de argán en la medicina tradicional

A parte del uso en la alimentación humana, el aceite de argán ha sido utilizado en la medicina tradicional para los cuidados corporales y para el tratamiento del acné juvenil, la varicela y las dolencias reumaticas. Por sus propiedades hipocolesterolemiantes, estaría indicado en la prevención de la aterosclerosis. Producto de cuidado completo, el aceite de argán tendría propiedades nutritivas, protectoras y suavizantes, regeneradoras de la piel y del cabello sin brillo y quebradizo. 

Se utiliza tanto en el cuidado del cabello y del cuero cabelludo como de la piel seca y con arrugas. Se aconseja para irritaciones, eczemas, arrugas y quemaduras. Calmaría los reumatismos y los dolores articulares, estimularía y desarrollaría las capacidades cerebrales. Prevendría los riesgos del aborto espontaneo y estimularía la producción de espermatozoides (azoospermia).

Composición química del aceite de argán virgen

Principales ácidos grasos

  • Acido palmítico (11,6%)
  • Acido esteárico (5,3%)
  • Acido oleico (43,2%)
  • Acido linoléico (38,1%)
  • Acido linolénico (0,1%)

El aceite contiene 695 mg/kg de tocoferoles y la mezcla está constituida por Alfa-tocoferol (5%), Gamma-tocoferol (83%) y Delta-tocoferol (12%). Principales fitosteroles y alcoholes triterpenicos: eschottenol, espinaterol, beta-amirina, lupeol, tirucallol y butirospermol.


Product successfully added to your shopping cart
Quantity
Total
There are 0 items in your cart. There is 1 item in your cart.
Total products (tax incl.)
Total shipping (tax incl.) To be determined
Tax 0,00 €
Total (tax incl.)
Continue shopping Proceed to checkout